PORTILLAZOS / Humor del bueno

112

Humor del buenoPara muchos nuestros padres fueron los primeros profesores de derecho, lástima que ya no hay profesores así. Veamos:

DERECHO ADMINISTRATIVO: Antes de salir me pides permiso.

DERECHO CIVIL: Es tu problema y a ver cómo lo arreglas.

DERECHO MERCANTIL: Dónde está el vuelto del mandado que hiciste…

DERECHO PENAL: ¡No sales y YA!

DERECHO FISCAL: Aquí falta un dinero que deje en la mesa quien carajo lo agarró…

DERECHO CONSTITUCIONAL: ¡Aquí La única que grita, soy Yo! Aquí la que manda soy yo…

DERECHO ELECTORAL: Tú no tienes ni voz ni voto en esta casa, cuando tengas la tuya decides.

DERECHO COMPARADO: Me importa un carajo si la mamá de “fulanito” le dio permiso, de esta casa tú no sales.

DERECHO LABORAL: Deja de estarte haciendo el loco y ponte a limpiar tu cuarto.

DERECHO CANÓNICO: “Ni, aunque venga el Papa, abres la Puerta…”

DERECHO NATURAL: “¡Porque lo digo yo, y te callas!”

DERECHO ADUANERO: de la puerta para adentro… ¡Mi casa la respetas!

DERECHO INTERNACIONAL: Te comes lo que hice, los niños de África ya quisieran ese plato de comida.

DERECHO EDUCATIVO: Trajiste bajas notas. De madrugada a estudiar.

ACCIÓN DE AMPARO: Ni el Tribunal Constitucional te va a salvar de la paliza que te voy a dar, ahorita verás.

DERECHO DE PROPIEDAD INTELECTUAL: ¿Quién hizo estoooooooooo?

Gracias a nuestros padres, por iniciarnos desde temprana edad a una formación jurídica….

Y toditos salimos expertos en derecho, derechitos y no nos hemos desviado del buen camino.

Lo que decían los padres no solo era santa palabra, era “LA LEY.

LA ABUELA

Los abogados jamás deberían hacerle una pregunta a una abuela si no se encuentran preparados para la respuesta.

Durante un juicio, en un pequeño pueblo, el abogado acusador llamó al estrado a su primer testigo, una mujer de avanzada edad.

El abogado se acercó y le preguntó,

-Sra. Sánchez, ¿sabe quién soy?

Ella respondió:

– Sí, lo conozco, Dr. Garza.

Lo conozco desde que era un niño y francamente le digo que usted resultó ser una gran decepción para sus padres.

Siempre miente, cree saber de todo, es muy prepotente, abusivo, engaña a su esposa y lo peor de todo, manipula a las personas. Se cree el mejor de todos cuando en realidad no es usted nadie.

Claro está que sé quién es Ud.

El abogado estaba perplejo sin saber exactamente qué hacer.

Apuntando hacia el fondo de la sala le pregunta a la Sra. Sánchez:

– ¿Conoce al abogado de la defensa?

Nuevamente ella respondió,

– Por supuesto.

También conozco al Dr. Sánchez desde que era un niño.

Es flojo, medio marica y tiene un problema con la bebida.

No puede tener una relación normal con nadie y es el peor Procurador del Estado. Sin mencionar que engañó a su esposa con tres mujerzuelas diferentes.

Una de ellas era la esposa suya. ¿Recuerda?

Claro que lo conozco. Su mamá tampoco está orgullosa de él.

El abogado de la defensa casi cae muerto.

Entonces el juez llama a los dos abogados para que se acerquen al estrado y les dice:

– Si uno de ustedes, par de imbéciles, le pregunta a esta vieja si me conoce a mí, lo mando a la silla eléctrica.

Politólogo Alex Vásquez Portilla, especial para El Tubazo Digital

Loading...

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.